Posted on abril 9, 2020 in Psicología

¿Cómo gestionar la cuarentena con niños?

Hoy vamos a hacer un paréntesis en nuestras Técnicas de Ansiedad, para centrarnos en las familias y nuestros niños.

Partimos de la base de que estando en confinamiento se pueden pasar por muchas fases: TristezaEnfado, rabia, negación, frustración, aceptación…

Es objetivamente una situación traumática que puede llevarnos a situaciones emocionales complicadas.

Por ello, HOY vamos a tratar de seguirnos cuidando, y cuidar a los que más queremos.

El día a día con nuestros peques

“Mantener la calma es lo importante. Hay que enfatizar en el tema del autocontrol para padres. Si a nosotros nos genera tensión la situación actual tenemos que pensar que a los niños más aún, aunque no sepan expresarlo como lo harían los adultos.

Hoy, traemos algunos consejos de la mano de un psicólogo clínico y especializado en crianza, Alberto Soler.

Soler reconoce la magnitud de la situación actual y aunque afirma con sorna que no es especialista en apocalipsis zombies recomienda algunos consejos para sobrellevar esta cuarentena con niños.

– Los bebés o niños de dos o tres años tienen en casa lo que más necesitan para su desarrollo, a sus padres, por lo que no son conscientes de lo que está pasando. Mantener una rutina de costumbres será necesario para que el niño se sienta confiado y seguro. 

– A partir de los 6 años comienzan a ser más conscientes de su entorno. Ya dependerá del temperamento del niño cómo llevará esta cuarentena. “Los hay que están tan tranquilos la mayor parte del tiempo jugando a los Lego y otros acostumbrados a actividad física que necesitarán desfogar”, cuenta Soler.

– Padres tranquilizadores más que estimuladores. Los niños necesitan unos progenitores calmados y dueños de sí mismos en este momento. “Hay un bombardeo de cosas para hacer con los niños y entretenerlos. Realmente los niños necesitan menos actividades educativas y más padres, tranquilos, amorosos y afectuosos que sean capaces de mantener la calma en esa situación tan complicada”, sostiene.

– Limitar el uso de pantallas y cuidar que sean contenidos adecuados a la edad. Poner límites de tiempo siempre es necesario aunque en esta situación y dadas las circunstancias se puede ser más laxo.

– Fuera las noticias. Los niños no las necesitan en este momento. Se están ofreciendo en un tono que no les hace bien a los niños ahora.

– Intentar mantener las rutinas. “Es situación excepcional tenemos que mantener rutinas pero no la normalidad porque no es una situación normal”, afirma. En este tiempo son muchas las escuelas que intentan que los alumnos mantengan un ritmo parecido al de las aulas, algo absolutamente irreal. 

“Cuidado con el positivismo”

Soler alerta del peligro del positivismo. Una imagen amplificada por las redes sociales. “Cuidado con el positivismo. Cuando lo estamos pasando mal, discursos como el positivismo pueden hacer más daño. Esta situación es un desastre, ninguno queremos estar así y tenemos derecho a estar de mal humor. Si por norma el positivismo de Instagram es peligroso, ahora es peor. Pones lo bueno, pero no que nunca has hablado tanto con tu pareja y que estás al borde del divorcio”, cuenta.

Insiste Soler en hacer una rutina laxa: “No nos podemos estresar por lo que vamos a hacer durante el día. Un poco de calma. No podemos hacer la transformación digital que no hemos hecho en 20 años en dos días”.

“Intentemos aceptar lo negativo y que no te sientas mal por no aprovechar este  tiempo de cuarentena en hacer cosas que no has hecho nunca como aprender a tocar el violín”, sentencia.

En conclusión, mis queridos amigos, seguidores y lectores, no sabemos cuánto va a durar esta cuarentena. Así que lo único que ahora nos puede ayudar es sentir que no podemos planificar a largo plazo, hay que ir viendo la situación casi día a día. Es posible que la situación se alargue, pero nadie ni nada puede darnos una respuesta. Así que, cuanto antes nos hagamos a la idea de esto, antes nos adaptaremos.