Posted on abril 13, 2020 in Psicología

Y, EL FUTURO… ¿QUÉ ES LO QUE NOS DEPARA?

Estamos en un momento especialmente complejo. Previo al Covid-19, la realidad es que ya estábamos entrando en una nueva recesión. Y este virus nos ha paralizado por completo…

Por completo?

Estás segur@?

Qué es lo que te pasa por la cabeza?, Ha finalizado tu contrato, te han despedido, estás en un ERTE, eres autónom@?… Todas las situaciones son difíciles.

Es un problema o una oportunidad de cambio, de mejora?

Te invito a hacer una Reflexión conmigo:

  • ¿Qué es lo que puedo controlar realmente? Mi vida: puedo controlar mis pensamientos, puedo controlar mi comportamiento, puedo controlar en qué invierto mi tiempo, puedo controlar con quién me relaciono, puedo controlar lo que me importa… PUEDO CONTROLAR MI VIDA. Y, también puedo ayudar a gestionar a otros sus conductas de pánico, su bienestar, sus inquietudes.
  • Qué está fuera de mi control?, y de ello, qué estoy tratando de controlar y eso me está poniendo de mal humor o con ansiedad?, y qué sí puedo controlar y qué no estoy controlando?

INTENTA RESPONDER A TODAS ESTAS PREGUNTAS.

OBSÉRVATE COMO SI ESTUVIERAS VIENDO UNA PELÍCULA… Hoy me encuentro peor, qué he hecho diferente, qué me ha afectado?

Estoy segura de que te preocupa el futuro, qué va a pasar ahora?, seguiré teniendo un empleo?, podré mantener a mi familia?…

Y, LO MÁS IMPORTANTE: ¿QUÉ TE HA ENSEÑADO EL COVID-19?

Pues tal vez que debemos cuidarnos más, tal vez que dediquemos más tiempo a formarnos, tal vez querer más a los que nos quieren y cuidan… y dedicar menos esfuerzo y tiempo a lo que no vale la pena. A las personas que en este momento no han estado, que no se han preocupado por cómo estás (aunque lo esperabas). Aquellas a las que se les llena la boca diciendo lo importante que son sus amigos, familia, equipo, ….. pero, ¿dónde están?

Recibo muchas llamadas de trabajadores, de autónomos, de amigos, de colaboradores,… y, curiosamente, sin haber hablado entre ellos, de forma espontánea, todos me han transmitido ese pensamiento.

Los momentos de crisis son los que nos enseñan la realidad de las situaciones que nos rodean y muestran la verdadera cara de muchas personas.

No te frustres. No hay nada mejor que saber las cosas para poder actuar en consecuencia.

Los que están, son los que importan.

Los que no, se lo pierden.

Preocúpate ahora mucho en estar bien y de los que tú realmente quieres.

Es momento de reinventarse.

Vamos a aprovechar este tiempo para potenciar la calma, serenidad, paciencia, la creatividad.

  • ¿Qué se te da bien a ti?
    • ¿Qué talentos tienes?
      • ¿Qué podemos hacer para sumar y no para restar

Por ejemplo, a mí me gusta y es mi vocación, dar apoyo emocional y en lo necesario a los demás. Compartir recursos. Orientar y favorecer el crecimiento personal. Y ahora lo he puesto a disposición de todos los que quieran de forma altruista. Me gusta estar en continuo aprendizaje. Pues aprovecho a hacer cursos y seguir formándome. Es momento para cuidarse desde casa. Investigo y examino entre todas las herramientas a mi disposición todas las posibilidades de cuidado físico, nutrición,… Tengo niños en casa, examino todos los recursos de la psicología infantil para tratar de que los peques estén de la mejor forma posible en este confinamiento y que saquen un buen recuerdo de todo esto. Al mismo tiempo, estoy pendiente de todos los compañeros que han formado la empresa (aunque estemos en ERTE), con la gran suerte de contar con la Dirección que está en pleno y continuo trabajo por mantener viva la empresa.

Es muy duro pasar de estar en un estado de actividad plena, a este parón y con incertidumbre a nivel salud y a nivel laboral.

Por ello vamos a trabajar juntos en Reciclarnos, seguir Creciendo en nuestras capacidades para convertirnos en profesionales más fuertes y en Reinventarnos si fuera necesario.

Me acompañas?… En el próximo blog pondré a vuestra disposición infinidad de recursos para formaros, seguir trabajando en vosotros mismos desde casa, ver en qué podemos enfocarnos de cara al futuro… Veremos cómo nos vamos a Reinventar.

Porque Reinventarse es posible a cualquier edad